Naturaleza

El Centro QoriSalud se encuentra en Finca Qorichaska (que significa Estrella Dorada en quechua), un lugar encantador en la naturaleza, a pie de la montaña El Ponoch en Polop de la Marina (Alicante). Esta finca libre de pesticidas y otros químicos tiene  su huerto ecológico, varios tipos de frutales, una piscina natural y unas vistas maravillosas a unos paisajes muy típicos del Valle de Guadalest. La ubicación de la finca permite un disfrute de Mar y Montaña, en un clima extraordinario durante todo el año.Las energías puras y de alta frecuencia de la eco-finca y la conexión con la naturaleza y los animales, ofrecen un entorno idóneo para terapias de bienestar, eco psicología y actividades bio-inteligentes “Creatividad-Naturaleza-Animales”. Según varias investigaciones en eco psicología, el déficit de naturaleza, resulta  ser la causa de síntomas  como  hiperactividad, déficit de atención, depresión,  obesidad, …etc., problemas que atañen cada vez más a las jóvenes generaciones.

“La buena noticia , nos dice Belen Serrano Martin eco psicóloga y colaboradora en Finca Qorichaska, es que restaurando esta relación del ser humano (niñ@s, jóvenes, adut@s) con el medio natural del que somos una parte inseparable, podemos recuperar la armonía , el equilibrio, la vitalidad y la felicidad que como seres vivos merecemos. “

En Finca Qorichaska, a través de actividades ecopsicológicamente orientadas, nos reconectamos con la naturaleza interior y exterior y aprendemos a sanarnos físicamente, emocionalmente y mentalmente.

De Joana Macy, eco filosófa : “La psicología occidental ha ignorado nuestra relación con el mundo natural.

Nuestra conexión con la fuente de la vida no figura en sus definiciones de salud mental ni la destrucción de los sistemas vivientes está incluida dentro de su lista de patologías.

“¿Por qué la sociedad persiste en destruir su hábitat?” pregunta Paul Shepard. La ecopsicología atiende este problema y estudia la psique humana en el contexto de los sistemas más grandes de los que forma parte. Explora como nuestra alienación cultural de la naturaleza engendra tanto comportamientos destructivos del ambiente como desordenes depresivos y adicciones. La ecopsicología invita a la practica psicoterapéutica a expandir su enfoque mas allá del entorno interno, a explorar y fomentar un desarrollo comunitario, a entrar en contacto con la tierra y la región y con la identidad ecológica…Nos invita a escuchar a la Tierra hablarnos a través de nuestro dolor y angustia y a oírnos como si estuviéramos escuchando un mensaje del universo”.